lunes, 12 de enero de 2009



Non audimus ea quae ab natura monemur. Cicerón

No nos percatamos de aquellas cosas de las que la naturaleza nos advierte.

Date tiempo para vivir

A medida que transcurre tu vida, date tiempo para vivir.

Tómate tiempo para apreciar y disfrutar la belleza que te rodea, para marcar una diferencia, para hacer algo que realmente te importe.

Tómate el tiempo para descubrir tu pasión, para perseguir aquello que le da sentido a tu vida, para hacer algo más que simplemente dejar transcurrir el día.

Date el tiempo para ayudar a alguien, para escuchar de veras, para que realmente te importe.

Tómate el tiempo para descubrir la verdadera maravilla de estar vivo y consciente, de ser una persona única e irrepetible, con un designio
especial.

Tómate el tiempo para entregarte con sinceridad, porque ese es el mejor regalo que tienes para ofrecer.

El tiempo que te tomes para vivir realmente, es tiempo que siempre valorarás, y que crea valor que estará contigo por siempre.

Cuanto más a menudo recuerdes cuán especial e irreemplazable regalo es el hecho de estar vivo, más tendrás para ofrecer a quienes te rodean.

Este mismísimo día tiene tiempo para ser vivido, y está aquí para que tú lo vivas.

Cualquiera sea tu situación, cualesquiera sean los desafíos que enfrentes, tan ocupada como pueda estar tu agenda, siempre habrá muchísimo valor en tomarse el tiempo para vivir a pleno.

2 comentarios:

SOL dijo...

Eso es lo que estoy haciendo yo querida amiga...

Gracias por tu visitar un abrazo

Tambien te espero en www.mimundollenodemundos.blogspot.com

SUSANA dijo...

Una amable invitación a mirar en el interior, ese espacio a veces olvidado o relegado, y encontrar nuestras más genuinas necesidades.

Muchas Gracias por el buen momento!

Un abrazo!